Akergia Estacional

Akergia Estacional
0Votar
1 2 3 4 5
Gracias por votar este artículo

 

Con la llegada del buen tiempo y el aumento de la temperatura todo florece y aumentan los planes al aire libre.

Con todo esto empiezan también los molestos estornudos, la congestión, en ocasiones la tos y la irritación ocular y de garganta, acompañados de una sensación de malestar generalizado.

En ocasiones estos síntomas pueden confundirse con un resfriado común cuando en realidad lo que estamos padeciendo es una alergia, agravada en sus síntomas sobre todo en los cambios de estación.

Si no la hemos padecido previamente  podemos sospechar de una alergia cuando los síntomas sean resistentes al tratamiento habitual de un resfriado.

Además los síntomas en la alergia son mucho más persistentes y duraderos y pueden variar de intensidad a lo largo del día y dependiendo del lugar donde estemos o si estamos en contacto con aquello que nos la produce. En el caso del resfriado los síntomas son constantes y duran 4 ó 5 días.

La alergia estacional afecta aproximadamente a entre un 15-20% de la población aunque en ocasiones no seamos conscientes ni conozcamos el alérgeno que nos lo produce. La causa suele ser la concentración de polen y otras sustancias en el aire que se concentran más ó menos en función de la intensidad de las lluvias la final del otoño. Cuanto más intensas hayan sido y si las temperaturas han sido más elevadas de lo habitual, más intensos serán los síntomas para las persona s alérgicas, los más comunes la rinitis, los estornudos, la conjuntivitis y la crisis asmática.

Es conveniente por tanto que las personas alérgicas o predispuestas tomen una serie de precauciones. Un tratamiento preventivo será el método más eficaz para prevenir los síntomas, preparando nuestro sistema inmunitario de forma natural y eliminando toxinas y alérgenos acumulados en nuestro organismo durante el invierno para poder responder de forma eficaz ante el ataque del alérgeno.

 

 

Algunos consejos prácticos

 

-       Prepara y depura tu organismo al menos un mes antes del cambio de estación. Si tu organismo esta libre de toxinas podrá enfrentarse de un modo más eficaz al alérgeno.

-       Lávate bien las manos y los ojos, más cuidadosamente en el borde de los párpados, donde más pueden acumularse partículas de polvo, polen, etc…puedes utiliza toallitas especiales para este tipo de limpieza.

-       Ventila la habitación hacia el atardecer y no en las horas de  mas sol, ya que en ellas hay mayor concentración de polen y sustancias reactivas para el organismo.

-       Evita parques, jardines y zonas con árboles o flores.

-       Utiliza gafas de sol.

-       Utiliza un tratamiento adecuado en el caso de la aparición de síntoma. Consulta con un profesional.

Comentarios

  • Avatar

    Pachi says :

    2016-09-12 20:55:11

    Me encantaron los consejos!! Los voy a poner en práctica.. el cambio de temperatura me produce alergia, espero que pueda detener. Tengo mi casa en renta ya que me producia alergia, así que espero que se solucione y me pueda quedar con mi casa!! Saludos y gracias x compartir

Dejar un comentario

Introducir tu nombre
Introducir tu nombre
Introducir tu correo electrónico, no lo publicaremos.
Introducir tu sitio web
Introducir tu comentario
Introducir el código captcha